Boda de cuento

En Junio del año pasado se casó Laura, aquí os traigo un resumen del gran día. La ceremonia se celebró en Vila-Seca (Tarragona) en un sitio precioso: L’Orangerie, rodeado de naturaleza y con unos jardines preciosos, donde ofician ceremonias civiles y banquetes.

Laura eligió un vestido de Pronovias muy vistoso de aquellos de cuento, con detalles de bordados y un escote muy favorecedor. También llevaba un velo en tul de seda largo y unos zapatos súper originales abotinados de Sacha Londón que le daban el toque chic al conjunto. El ramo era un buquet de rosas en tono empolvado.

 

Detalle de sus originales zapatos de novia

La colocación del velo

Ella es encantadora, es una chica que transmite dulzura y simpatía, así que en todo momento fué muy fácil trabajar con ella ya que en todo momento se dejó aconsejar, teníamos claro desde el principio que el pelo no sería suelto, así que pensamos en un recogido con mucho volumen y textura messy.

Su cabello es muy fino, por eso lo trabajé dándo el máximo de volumen y colocando un postizo de relleno por dentro del peinado, tenía unas peinetas con brillantes que eran un regalo de una amiga especial, como el peinado era lateral las coloqué en el lado opuesto completando el look.

Por último coloqué el velo que venía montado en una peineta, tiene que haber mucho soporte en el peinado para que un velo de estas características aguante bien sin caerse por el peso o el movimiento.

Para el maquillaje decidí hacer algo natural, añadiendo un plus de sofisticación; en los ojos, mezclé una sombra marrón metálica con burdeos y dorado y para los labios uno de mis productos favoritos de Styla; lip & cheek tint en tono cherry crush, que también utilicé para realzar pómulos, un toque de tierras de sol de Guerlain  y ¡Lista para deslumbrar a todos!

Gracias a Andrea Ferrara por su magnifico trabajo en la fotografía del evento.
fotografobodabarcelona.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *